Hace más de dos años en Perú, se aprobó la ley de cannabis medicinal, pero hasta el momento las personas que podrían ser beneficiadas no pueden encontrar ni en farmacias ni hospitales los productos hechos a base de esta planta. Mientras sigue la espera con los plazos ya vencidos hace casi cuatro meses (2 de julio de acuerdo al reglamento), profesionales de la salud y laboratorios vienen trabajando de la mano para beneficiar a los que lo necesitan.

Este es el caso del doctor Max Alzamora y el laboratorio peruano Ambar Labs, que están ayudando con un tratamiento gratuito a base de cannabis a una menor que padece encefalitis autoinmune y que lleva más de cuatro meses sin convulsionar.

Alzamora, médico peruano miembro de la Asociación Peruana de Medicina Cannabinoide (APMC), es expositor en el Cannabinoid Conference 2019, un evento científico internacional que se desarrolla del 31 de octubre al 2 de noviembre en Berlín, Alemania.

En octubre del 2018, la madre de esta menor que ahora tiene 15 años llegó a su consultorio a través de la asociación ‘Cannabis Gotas de Esperanza’. La menor había sufrido un primer episodio de convulsión en enero del 2016. En ese momento no sabían exactamente lo que tenía.

Aparte de las convulsiones, sus síntomas eran dolores de cabeza, ansiedad, insomnio y episodios psicóticos. Además, sus funciones motoras se veían limitadas. Debido al número de las convulsiones, la menor tuvo que ser inducida al coma durante 45 días. Luego de varios estudios, determinaron que era encefalitis autoinmune; es decir tiene el encéfalo inflamado.

Cuando llegó al consultorio del doctor Alzamora, se le empezó a dosificar el aceite de cannabis hecho en base a la cepa Charlotte Web. Con ello, el número de convulsiones se redujo a 10 por semana. Los efectos fueron la mejora de las funciones motoras, la menor pudo caminar sin dificultad y disminuyó su agresividad que tenía por los episodios psicóticos. Lo que se mantenía era el insomnio y las convulsiones se mantuvieron en 8 por semana.

 

 

 

Pero desde hace cuatro meses, el médico le indicó tratamiento con un aceite hecho en el laboratorio peruano Ambar Labs, un aceite hecho a base de la cepa Harle Tsu. Con ello, las convulsiones desaparecieron.

“Con este ya vamos el cuarto mes sin convulsiones y al no convulsionar ella va recuperando las habilidades que tenía, ya puede nombrar a sus familiares, los episodios psicóticos han ido desapareciendo, ya puede sentarse y comer en la mesa por sí sola. Falta mucho, pero estamos viendo una rehabilitación de encefalitis con cannabis con un aceite hecho en Perú que da buenos resultados”, cuenta Max Alzamora.

El aceite usado para este tratamiento es rico en cannabidiol (CBD) y con un porcentaje de tetrahidrocannabinol (THC) menor al 1%, según los análisis realizados en Estados Unidos (EEUU).

Además, este aceite es full spectrum; es decir no solo están presentes los fitocannabinoides THC, CBD y otros, sino que el producto también contiene terpenos, un tipo de compuesto orgánico caracterizado por brindar aroma a las plantas y frutas, y que posee propiedades relajantes.

La cepa Harle Tsu se caracteriza por tener baja concentración de THC, el compuesto psicoactivo de la planta. Como explica Ambar Labs, su perfil terpénico es herbal y alcanforado con toques de frutos rojos. Por ser rico en CBD, las flores y sus derivados son útiles para calmar la ansiedad y aumentar la concentración.

De acuerdo a la ley de cannabis medicinal y su reglamento, los productos hechos a base de cannabis que tengan menos de 1% de THC son considerados como no psicoactivos. Y, como tales, son sustancias no controladas.

 

 

 

Texto original: https://redaccion.lamula.pe/2019/10/31/aceite-cannabis-medico-peru-expone-europa-caso-de-encefalitis-autoinmune-tratada-con-aceite-nacional/jorgepaucar/?sfns=mo